Archivo mensual: abril 2012

No le tengas ‘miedo’ al ‘miedo’

Por: Edwin C. Rivera Manso

Hace poco predicando en una iglesia acerca del miedo, mientras compartía el sermón, vino una frase de revelación, que no estaba en mi bosquejo, la cual ha venido recurrentemente a mi mente y quiero compartir con ustedes hoy. ¡Lo mejor de la Palabra de Dios es que es Viva y Eficaz!

“El enemigo no nos limita y detiene con la adversidad, sino con el temor a ella”. Cuando pienso en el enemigo, me refiero a nuestro adversario, Satanás. Fíjese que interesante, la adversidad es superable, no es el final del camino, es mas, es anticipable, o sea, podemos estar preparados para enfrentarla. Las adversidades que enfrentamos en la vida son como los medicamentos, caducan, expiran, se van a acabar, no nos durarán para siempre. El jíbaro puertorriqueño lo vio muy bien: “no hay mal que dure 100 años, ni cuerpo que lo resista”.

Pero el enemigo utiliza la adversidad y saca de ella una provechoso ventaja porque con ella:

  • Nos intimida
  • Nos mantiene paralizados
  • Nos llenamos de ansiedad
  • No vemos posibilidades
  • Nos estancamos
  • Damos vuelta en el mismo lugar
  • Y se atrasa nuestra cita con el destino que Dios soñó para nosotros.

Conversaba con mi esposa hace poco, sobre el poder liberador que tiene enfrentarse a nuestros miedos. Dos de las decisiones mas riesgosas que he tomado en mi vida fueron: comenzar A Otro Nivel como empresa hace 12 años atrás y luego, poner en pausa mis funciones pastorales, para en fe, dedicarme a tiempo completo al ejercicio del ministerio evangelístico a través del ministerio A Otro Nivel. Y puedo detectar que en amabas ocasiones una de las razones que mas me llenaban de ansiedad era, saber que sucedería con nuestro bienestar económico.

Creo que el dinero tiene un poder de fascinación sobre nosotros, que el amor a él, como dice la Escritura, es la raíz de todos los males. Por ese temor a la escasez económica tenemos personas desaprovechando el potencial que han recibido de Dios mismo para prosperar y ser felices.

Por ejemplo, en la economía actual hay cambios que se han dado aceleradamente, principalmente en el mercado laboral de búsqueda de empleo. Cuando escuchamos la repetida frase “no hay trabajo”, generalmente a que se refiere la gente:

  1. A empleos de lunes a viernes
  2. De  8 – 5 pm
  3. Con 30 días de vacaciones
  4. Beneficios marginales completos
  5. Seguridad de permanencia a largo plazo

Quien esta buscando eso en la economía de hoy, pues cierto es, quedan muy pocos. Hoy el paradigma económico se mueve al autoempleo y el empresarismo.

Sin embargo, muchas personas, no pueden enfrentarse al miedo a la inestabilidad con relación a un salario. Es mas, hay personas que tendrían la oportunidad de convertirse en consultores por el expertise que poseen en cierta área, reciebiendo mejor paga, flexibilidad de tiempo, etc… pero por el temor a no trabajar por cuenta propia y aunque implica seguir recibiendo un salario menor a su preparación y capacidad, se quedan en donde están por el salario seguro de los 15 y los 30 de cada mes.

No me mal entienda, ser empresario, ofrecer sus servicios en el mercado laboral, no es para todo el mundo. Mi problema esta cuando le tenemos ‘miedo’ al ‘miedo’ y no tomamos una decisión a nuestro favor. Cuando el único obstáculo que nos limita es el miedo que le tenemos al miedo de: fallar, de no lograrlo, de estar inseguro, de pensar que nos va a faltar la provisión… etc…

Hoy le animo a ser valiente. Reciba para si la palabra que Dios le dio a Josué cuando, tras la muerte de Moisés, quedó frente al pueblo con la gesta de la conquista de la tierra prometida. En Josué 1:9, Jehová Dios le exhorta a comenzar la campaña con estas palabras:

¿No te lo he ordenado Yo? ¡Sé fuerte y valiente! No temas ni te acobardes, porque el SEÑOR tu Dios estará contigo dondequiera que vayas.”

Hoy es un día para sacar a relucir el arrojo, valor y coraje que Dios al crearle instaló en usted para alcanzar lo que usted merece. Hoy es un buen día para dejar de temerle al miedo.

Edwin Rivera Manso es presidente de A Otro Nivel Enterprises and Ministries. Durante más de  una década ha sido consultor y conferenciante internacional en el tema de liderazgo, además de un predicador vibrante del Evangelio. Es autor de varios libros y materiales de liderazgo. También es animador del  programa radial vespertino Cerrando el Dia transmitido por Nueva Vida 97.7 fm en su natal isla de Puerto Rico. Para mas detalles acceder a: http://www.aotronivel.com. Para adquirir su mas reciente libro Transformacion Sin Limites del editorial Casa Creacion consíguelo en tu librería cristiana favorita, o siguiendo este link: http://www.casacreacion.com/index.php/libros/categorias/inspiracional-motivacion/208-transformacion-sin-limites.

También  llamando al 787-637-4251 para pedidos y compra inmediata.

2 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

La Cruz… Esperanza para la Humanidad [Reflexión 5 de 5]

Por: Edwin C. Rivera Manso

1 Vi un cielo nuevo y una tierra nueva; porque el primer cielo y la primera tierra pasaron, y el mar ya no existía más.

2 Y yo Juan vi la santa ciudad,  la nueva Jerusalén, descender del cielo, de Dios,  dispuesta como una esposa ataviada para su marido.

Apocalipsis 21:1-2

 Solo la muerte expiatoria y salvífica de Cristo en la en la Cruz del calvario nos garantiza una eternidad donde todas las cosas pueden ser restauradas y hechas nuevas. Hace algunos años recibí de un pastor amigo la siguiente carta:

Mañana visitaremos a un joven de quien fui pastor seis años atrás y esta siendo atacado con un cáncer voraz en 95 % de su cuerpo. Voy a sentarme a su lado con la cruz en mis ojos, oraremos, haremos silencio, hablaremos, lloraremos, nos abrazaremos, cantaremos de la esperanza que el Señor crucificado-resucitado brinda a nuestra vida… Sí, el resucitado fue el crucificado. Y mi amigo pronto lo vera cara a cara.

Estamos aprendiendo a esperar de diferentes maneras; a descansar en diferentes lugares; a vivir esperanzados en diferentes horizontes. Esperamos, descansamos y nos movemos matizados por la esperanza pascual. Si el Dios de la vida nos resucita junto a su Hijo, cuánto mas podrá ordenar nuestros pasos. Hoy lo atesoro más que ayer, buscando mi satisfacción en la gracia de su fuerza.

Paz!

¿Qué usted le va a decir a ese muchacho para que viva con esperanza?

Se positivo!

Atrae la salud con tu mente!

-No pienses en eso, No te pongas triste!

-No te preocupes, te desintegraras anyway cuando te mueras.

-No sería mejor escuchar, la esperanza Gloriosa de la Salvación y Resurrección que hay en Cristo Jesús Señor nuestro?

Por eso como iglesia de Cristo conmemoramos su muerte, pero también su resurrección; y como el Apóstol Juan vivimos esperanzados en que un dia experimentaremos esta realidad:

 3 Y oí una gran voz del cielo que decía: He aquí el tabernáculo de Dios con los hombres, y él morará con ellos; y ellos serán su pueblo, y Dios mismo estará con ellos como su Dios.

4 Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron.

5 Y el que estaba sentado en el trono dijo: He aquí, yo hago nuevas todas las cosas. Y me dijo: Escribe; porque estas palabras son fieles y verdaderas.

 Apoc. 21:3-5

Edwin Rivera Manso es presidente de A Otro Nivel Enterprises and Ministries. Durante más de  una década ha sido consultor y conferenciante internacional en el tema de liderazgo, además de un predicador vibrante del Evangelio. Es autor de varios libros y materiales de liderazgo. También es animador del  programa radial vespertino Cerrando el Dia transmitido por Nueva Vida 97.7 fm en su natal isla de Puerto Rico. Para mas detalles acceder a: http://www.aotronivel.com

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

La Cruz… Esperanza para la Humanidad [Reflexión 4 de 5]

Por :Edwin C. Rivera Manso

Le dijeron, pues, los otros discípulos: Al Señor hemos visto. Él les dijo: Si no viere en sus manos la señal de los clavos, y metiere mi dedo en el lugar de los clavos, y metiere mi mano en su costado, no creeré.

Juan 20:25

La crónica del capítulo 20 de Juan nos señala que Jesús se aparece a los discípulos les dice: Paz a vosotros, recibid el Espíritu Santo… Y Tomás no estaba allí. ¿Dónde estaba Tomás?

Tal vez pensando, ¿Cómo vamos a encontrar el camino para volver a Jesús? Tal vez estaba figurando, ¿Qué era lo próximo que los discípulos debían hacer?

Aun cuando le cuentan la aparición de Jesús, estas son sus palabras: si no metiere mi dedo en el lugar de los clavos, y metiere mi mano en su costado, no creeré.

En la universidad yo estuve en los zapatos de Tomás. En 1997 casi colgué los guantes de la predicación y de mi llamado al ministerio bombardeado por preguntas sobre mi fe, el testimonio de la iglesia. Me encontré que amaba con demasía a la figura de Jesús, pero con demasiadas dudas intelectuales para afirmar ciertas cosas que antes había creído.

Sabe, mi acercamiento a Cristo y la conversión de mi intelecto se dio en la facultad de Humanidades en el departamento de Filosofía. No por la predicación de mis pastores y evangelistas, sino con la dureza del ateísmo de mis profesores y compañeros de clase.

¡Oh Gloria a Dios!, pero como a Tomás, Cristo se me apreció a mí y me permitió saciar mis dudas y preguntas en las heridas de su amor.

Joh 20:26  Ocho días después, estaban otra vez sus discípulos dentro, y con ellos Tomás. Llegó Jesús, estando las puertas cerradas, y se puso en medio y les dijo: Paz a vosotros.

Joh 20:27  Luego dijo a Tomás: Pon aquí tu dedo, y mira mis manos; y acerca tu mano, y métela en mi costado; y no dudes, créeme Tomas.

Para Jesús, el problema nunca han sido las interrogantes. El problema no es tener preguntas. La pregunta es: ¿Quieres hallar la respuesta? Blaise Pascal dijo: “Dios ha dado suficiente luz para quien de todo corazón le busca y suficientes tinieblas para quien no quiera encontrarle”.

Cristo se le apareció a Tomás en medio de sus tormentas intelectuales y de fe. Puedes llegar al Maestro con tus inquietudes.  Tomás al chocarse de frente y de bruces con el Cristo Resucitado tuvo que tomar una decisión:

Joh 20:28  Entonces Tomás respondió y le dijo: !Señor (κύριος) mío, y Dios (θεός) mío!

Tomás tomó una decisión que marcó su vida por siempre. La Escritura no nos dice nada más acerca de él, pero la historia nos afirma que aquella decisión le llevó a morir como mártir en India por este Evangelio. Hoy el Cristo crucificado y resucitado espera que vengas a El para que descubras en la Cruz, la esperanza para tu vida.

Edwin Rivera Manso es presidente de A Otro Nivel Enterprises and Ministries. Durante más de  una década ha sido consultor y conferenciante internacional en el tema de liderazgo, además de un predicador vibrante del Evangelio. Es autor de varios libros y materiales de liderazgo. También es animador del  programa radial vespertino Cerrando el Dia transmitido por Nueva Vida 97.7 fm en su natal isla de Puerto Rico. Para mas detalles acceder a: http://www.aotronivel.com

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

La Cruz… Esperanza para la Humanidad [Reflexión 2 de 5]

Por: Edwin C. Rivera Manso

11 Después de tanta aflicción verá la luz,
y quedará satisfecho al saberlo;
el justo siervo del Señor liberará a muchos,
pues cargará con la maldad de ellos.
12 Por eso Dios le dará un lugar entre los grandes,
y con los poderosos participará del triunfo,
porque se entregó a la muerte
y fue contado entre los malvados,
cuando en realidad cargó con los pecados de muchos
e intercedió por los pecadores.

Isaías 53:11-12

Jesús nunca escribió un libro, estableció una oficina, o blandió una espada. Nunca camino más de 100 millas de su aldea natal. Nunca ganó el favor de los poderosos o influyentes. Nunca reclamó una victoria política. Nunca levanto una revuelta contra el gobierno en Roma. Con todo, dos mil años después de su muerte, líderes en casi cada fe del mundo – judíos, musulmanes, cristianos, hindúes, agnósticos – convienen en que nunca predicó una palabra de odio para ganar influencia con sus seguidores.

No hizo nada por lo cual sus seguidores hoy deban estar avergonzados. Era reservado pero firme. Utilizó la palabra hablada para diseminar un mensaje revolucionario que se iniciaría en una boda campestre de ciudad pequeña del Oriente Medio hasta las alturas de los poderosos en Roma, Europa occidental, África, los Estados Unidos modernos y cambiaria el mundo entero. La crónica de sus 3 cortos anos de ministerio han hecho más por regenerar la condición de maldad del mundo que todos los tratados de moralidad y ética de los más grandes filósofos.

La cruz nos enseña la belleza de la sencillez, la belleza del amor transformador de Dios. La cruz nos muestra el lugar donde comenzó una nueva forma de vida, un nuevo pacto para la humanidad, un nuevo día donde podemos ser renovados, perdonados, liberados. La cruz nos muestra que del dolor del Hijo, salió para cada uno una nueva Esperanza de Vida; acércate hoy, para ti también puede llegar ese día.

Edwin Rivera Manso es presidente de A Otro Nivel Enterprises and Ministries. Durante más de  una década ha sido consultor y conferenciante internacional en el tema de liderazgo, además de un predicador vibrante del Evangelio. Es autor de varios libros y materiales de liderazgo. También es animador del  programa radial vespertino Cerrando el Dia transmitido por Nueva Vida 97.7 fm en su natal isla de Puerto Rico. Para mas detalles acceder a: http://www.aotronivel.com

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

La Cruz… Esperanza para la Humanidad

Por: Edwin C. Rivera Manso

Isa 53:4  Y sin embargo él estaba cargado

con nuestros sufrimientos,

estaba soportando nuestros propios dolores.

Nosotros pensamos que Dios lo había herido,

que lo había castigado y humillado.

Isa 53:5  Pero fue traspasado

a causa de nuestra rebeldía,

fue atormentado

a causa de nuestras maldades;

el castigo que sufrió nos trajo la paz,

por sus heridas alcanzamos la salud.

Isaías 53:4-5

Ninguno de nosotros puede permanecer inmóvil, inalterado ante el drama de la cruz ya más. Hace algunos 6 años atrás fuimos estremecidos con el lanzamiento de la película The Passion, una reinterpretación de la pasión y muerte de Cristo a los ojos del actor y director de Hollywood, Mel Gibson.

Creo que muchos de nosotros olvidamos la brutalidad de la cruz. Creo que olvidamos que el madero era el lugar donde se enviaban a morir los deshonrados e infames de Israel. Creo que olvidamos, que los romanos, verdugos y especialistas en muertes, prepararon en la crucifixión un proceso de muerte más tortuoso para humillar a sus víctimas.

Creo que se nos olvida que Jesús al llegar a la cruz estaba en un estado grave o critico antes de la crucifixión, pues la noche antes fue golpeado y azotado repetidas veces con un látigo romano (de 3 puntas recubiertas con pedazos de hueso o metal) que desgarró los músculos esqueléticos, y preparo las condiciones para un colapso circulatorio. Creo que se nos olvida que En su cabeza le insertaron una corona de espinas, para golpearlo con mazos sobre ella, escupirlo y aturdirlo.

Creo que se nos olvida que fue desnudado para exhibir su cuerpo sufriente y mancillar su dignidad. Creo que se nos olvida que sufrió 5 heridas importantes, de las cuales 4 fueron de los clavos usados para fijarlo a la cruz. Restos hallados de palestinos crucificados, nos permiten saber que esos clavos eran de 12 a 17 centímetros de largo y de un centímetro de grosor.

Creo que se nos olvida que era el Hijo de Dios, quien estaba muriendo en el madero por amor a ti y por amor a mí.

Edwin Rivera Manso es presidente de A Otro Nivel Enterprises and Ministries. Durante más de  una década ha sido consultor y conferenciante internacional en el tema de liderazgo, además de un predicador vibrante del Evangelio. Es autor de varios libros y materiales de liderazgo. También es colaborador del  programa radial vespertino Cerrando el Dia transmitido por Nueva Vida 97.7 fm en su natal isla de Puerto Rico. Para mas detalles acceder a: http://www.edwinriveramanso.com

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

La Cruz… Esperanza para la Humanidad.

Por: Edwin C. Rivera Manso

 En estos días en que celebramos Semana Santa he estado inmerso en la Escritura preparando los sermones para nuestras predicaciones y una encomienda muy especial. Para Nueva Vida 97.7 fm hemos estado desarrollando un especial radial de Viernes Santo titulado: La Cruz… Esperanza para la Humanidad. El mismo será transmitido en poderosas cápsulas reflexivas para las en punto de cada hora sobre las implicaciones de la Pasión, Muerte y Resurrección de nuestro Señor Jesucristo desde la perspectiva de una teología de Esperanza para la humanidad. Esta es una gran oportunidad para compartir el mensaje central del cristianismo; mensaje que transformó al mundo y el día que cambió la historia para siempre con aquellos(as) amigos(as) que no asisten a ninguna iglesia.

De dichas reflexiones breves, compartiré de aquí al domingo algunas de ellas para que te puedan servir en tu devoción personal, en tu iglesia y para compartirlas con tus seres queridos.

Isa 53:2  El Señor quiso que su siervo

creciera como planta tierna

que hunde sus raíces en la tierra seca.

No tenía belleza ni esplendor,

su aspecto no tenía nada atrayente;

 

Isa 53:3  los hombres lo despreciaban

y lo rechazaban.

Era un hombre lleno de dolor,

acostumbrado al sufrimiento.

Como a alguien que no merece ser visto,

lo despreciamos,

no lo tuvimos en cuenta.

Isaías 53:2-3

 El pasaje de la Escritura que acabas de leer, es un escrito profético que nos cuenta lo que será la muerte de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. Lo fascinante del mismo, es que el profeta  Isaías, su autor,  escribe 700 años antes de que acontezca. No es alguien que vio la crucifixión de Cristo y que posteriormente analiza lo acontecido. El profeta Isaías vivió del año 739 – 680 A.C.

Esta la mejor narración y descripción de lo que nos contarán los Evangelios y a lo que hará referencias todo el Nuevo Testamento. ¡Pero es tan sorprendente! Es como si yo le entregara hoy la descripción y el análisis de algo que sucederá en el año 2712. ¿Se da cuenta de la exactitud bíblica?

Pues así es el amor de Dios que se anticipa, que desde el Edén puso en marcha un plan para salvarnos de nuestros errores, delitos, pecados, soledades, rebeliones, dolores y maldades.  Jesucristo, es el siervo del Señor, del cual Isaías nos dice que creció “débil, como una planta en tierra árida”, “sin hermosura, sin atractivo”, es el tipo de los hombres y las mujeres que vino a salvar.

Que bueno es saber que aunque nosotros, no le miramos y no le deseamos y escondimos de El nuestro rostro, su mirada esta puesta en nosotros con amor, con tan grande amor, que ira a la cruz, a dar su vida para que todo aquel que en crea no se pierda mas tenga vida eterna.

Edwin Rivera Manso es presidente de A Otro Nivel Enterprises and Ministries. Durante más de  una década ha sido consultor y conferenciante internacional en el tema de liderazgo, además de un predicador vibrante del Evangelio. Es autor de varios libros y materiales de liderazgo. También es animador del  programa radial vespertino Cerrando el Dia transmitido por Nueva Vida 97.7 fm en su natal isla de Puerto Rico. Para mas detalles acceder a: http://www.aotronivel.com

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized